Las infraestructuras agroalimentarias son sin duda unas de las áreas más importantes del mundo ya que es la parte que se encarga de todos los procesos relacionados con la cadena alimentaria. Es necesario que dentro de todas las áreas de esta industria se lleve un buen control de sanidad para evitar plagas que puedan afectar a los alimentos que allí se tratan. 

En el post de hoy te vamos a contar cómo se puede llevar a cabo un control de plagas en infraestructuras agroalimentarias. 

Control de plagas en infraestructuras agroalimentarias

Lo primero que tienes que tener en cuenta es que la existencia de plagas dentro de este sector puede afectar gravemente a la salud de trabajadores y consumidores de los alimentos y además, también perjudica al sector haciendo que tenga grandes pérdidas económicas, de reputación y por supuesto de clientela. 

Para ello, es conveniente que conozcas la manera que existe para poder llevar un buen control de plagas dentro de estas infraestructuras.

El primer paso para poder controlar las plagas existentes es: 

Conocer qué tipo de plagas son las que están presentes, las más comunes son plagas de ratas, plagas de gorgojos y plagas de insectos voladores como moscas y polillas. Una vez se haya detectado el tipo de plaga se puede pasar a realizar el procedimiento para su eliminación. 

El procedimiento por excelencia que se utiliza para eliminar de manera inmediata este tipo de plagas dentro de las industrias alimentarias es el método por gases. 

Dentro de este método por gases existe el método llamado Profume (se realiza con fosfuro de hidrógeno) que consiste en la fumigación de precisión. Es decir, se proporciona un control eficaz y seguro en un tiempo récord de 16 horas que permite controlar todos los sectores donde se encuentran alojados dichos insectos/ roedores. Además, se utilizan biocidas a niveles sostenibles para no perjudicar al medioambiente. 

Existe otra una alternativa a este método llamado método tradicional a base de fosfamina. Este se utiliza cuando se dispone de tiempo suficiente para llevar a cabo el tratamiento ya que es un sistema por el cual se tarda más tiempo pero sus resultados son inmejorables ya que acaba de manera radical con cualquier tipo de plaga existente. 

Es importante que tengas en cuenta que antes de acudir a estos métodos, se tiene que evaluar la situación y ver cuánta repercusión va a tener dentro de la industria alimentaria. 

Si necesitas ayuda para llevar a cabo un control de plagas en las industrias alimentarias, no dudes en ponerte en contacto con un profesional. En Roca Defisan contamos con un servicio de fumigación en infraestructuras que puede ayudarte a eliminar de manera permanente el problema.